viernes, 10 de junio de 2011

Un Caramelo de Burro

Caramelo es un burro de casi seis años de edad que vive en Montellano (Sevilla) con su “novia” Piruleta y su cría. Hasta aquí todo normal. Lo que resulta más extraño es que este borrico sea capaz de realizar ejercicios de doma clásica hasta ahora exclusivos para caballos, tales como el paso español, piruetas directas e inversas, e incluso el Piafle o el passage.

El artífice de semejante proeza es Carlos Román, domador de caballos. El rucio fue un regalo de un amigo y decidió intentar enseñar a Caramelo, no porque viese en él especiales cualidades, por simple gusto. Siete meses le costó obrar el milagro.








Tal vez este maravilloso animal al que siempre se le ha considerado zote y zafio, condenado por ello a las tareas más duras, empiece a ser más y mejor valorado.